gg
MArielys Ávila

MArielys Ávila

La clave innovadora es el objetivo para tu negocio online

La creatividad surge de la inspiración y para inspirarnos necesitamos poner nuestros cinco sentidos y exprimir cada mínimo detalle de los contenidos que leemos, de los recursos visuales que vemos o de las frases que escuchamos.

¿Has buscado alguna vez la inspiración en un libro viejo?

Probablemente no, y es que cuando de creatividad e innovación se trata, parece que descartamos los medios que no son de este siglo.

La innovación se trata de observar, escuchar y hacerse las preguntas correctas para saber lo que podría funcionar, pero nunca copiarlo exactamente.

¿Qué es la innovación?

La innovación ha sido reconocida en la actualidad como una necesidad a aplicar en tecnologías, producción y equipos.

El objetivo final es sorprender a la audiencia, crear el deseado efecto WOW en el consumidor y hacer que el resto de las marcas se giren para que observen con detalle el verdadero significado de la palabra innovar.

Innovar requiere más reflexión y contemplación. Es salir del genio intuitivo o espontaneo, y trabajar desde el genio integral, donde todas las variables están incluidas.

¿Cómo funciona la innovación en el desarrollo personal y profesional?

La innovación es bienvenida, porque vivimos por un largo tiempo y es importante que al tener una experiencia especial, podamos revivir esta experiencia.

Ella se basa en:

  • Experiencia: Que realmente la experiencia sea algo único y que el beneficio que recibas sea claro para ti e impacte tu vida.
  • Conocimiento: Una innovadora querrá entender qué pasó. Buscará a través de reflexión, contemplación, meditación y estudio comprender lo que sucedió.
  • Vida: En lo máximo posible, la innovadora buscará que esa experiencia sea parte de su vida diaria y que se vuelva algo natural.
  • Servicio: Cuando el innovador siente que domina esta experiencia, la comparte a los demás para que ellos también la tengan.

El reto es repetir o enseñar a otros a hacer lo mismo.

¿Por qué es necesario buscar la innovación en tu negocio?

Como si de una mina de oro se tratara, las grandes marcas buscan crear estrategias y embudos de ventas donde la creatividad sea el toque de color diferenciador.

Sin embargo, innovar no es tan sencillo, exige tiempo, recursos y una gran visión analítica y astucia.

Si examinamos de cerca la estrategia que desarrollan empresas de éxito como Sony, Ikea, Microsoft, Nokia o Amazon.com, ofreciendo servicios completamente diferentes, tienen un punto en común: la innovación continua.

Sin embargo, la falta de innovación en el marketing radica en el inmovilismo, la falta de reacción a nuevas situaciones propiciadas por cambios en el consumidor y por el miedo innato que tiene el ser humano a tomar decisiones que puedan ser erróneas.

Pero ¿cuántas veces hemos visto una estrategia y hemos pensado: “a mí esto me suena”?

Si ya lo has visto, entonces no es innovador.

Pilares que sustentan la innovación

La innovación como ventaja competitiva: El ser diferentes nos hace únicas y ésta es la base de innovar.

Llegar más rápido que las demás, conseguir ser el número uno a base de sorprender y romper las barreras de lo que se pensaba no era posible.

Se trata de destruir una realidad que se piensa infranqueable para construir una nueva.

La innovación para alcanzar el éxito:

Cuando hablamos de innovación no es tan sólo haciendo referencia al servicio, sino que la palabra adquiere un significado mucho más amplio incluyendo procesos y estrategias.

Cuando la creatividad engloba todas las fases del proceso hasta que el consumidor disfruta del servicio, el éxito está garantizado.

La investigación del sector e industria enseña a los marketeros los principios básicos y saca a la luz las deficiencias tácticas.

Conocer estos puntos débiles permite encontrar soluciones y desarrollar estrategias innovadoras.

6 barreras a la innovación que seguro no sabías

Los estereotipos muestran que cuando los negocios crecen, pierden la capacidad para innovar y la creatividad, y por tanto, la capacidad de ganar de forma exponencial a ese crecimiento.

Estas dificultan a los negocios y proyectos a encontrar la innovación

1.- Conocer el verdadero significado de la innovación

Innovar significa crear algo nuevo para obtener un resultado diferente, es aportar valor a lo existente para darle un distinto enfoque.

Sin embargo, esta innovación en el mundo del marketing no se obtiene dando saltos, sino que es un cambio gradual.

Se trata de innovar de forma progresiva e introducir modificaciones y retos que se puedan testear para determinar su eficacia a largo plazo.

2.- Una difusa asignación de responsabilidades

Nos encontramos con la pregunta de: ¿quién debe encargarse de aplicar la innovación?

Tu misma o si cuentas con un equipo en tu emprendimiento, cada idea será de gran aporte.

Esbozar una nota en un plan estratégico, una recomendación o un pálpito puede ser el principio del éxito.

3.- Confundir creatividad e innovación

Si bien es cierto que el diccionario los muestra como sinónimos, en el plano de la ejecución no son ni primos hermanos.

La creatividad es una habilidad que todas tenemos, en mayor o menor medida desarrollada y que nos permite genera nuevas ideas.

La innovación es una creatividad procesada, ejecutada y convertida en un éxito, necesita de gente activa y creativa pero también de fijación de objetivos, estrategias, recursos y riesgos latentes.

La creatividad es siempre anterior a la innovación.

4.- Falta de control

Suele ser habitual que los negocios comiencen a innovar sin seguir ninguna pauta.

Puede parecer que hay cabida para cualquier idea y por parte de cualquier miembro del equipo, pero todas las decisiones deben ser consensuadas con la responsable y persona estratega.

5.- Ausencia de coordinación

La coordinación entre los diferentes departamentos y las reuniones específicas en las que se desarrolla la creatividad con el objetivo de llegar a la innovación, diseminar dudas y tomar decisiones, son acciones fundamentales para navegar en un océano azul.

6.- Falta de foco en el cliente

La verdadera innovación sólo se consigue cuando obtienes el impacto deseado en el consumidor final.

La base es saber reconocer los problemas y necesidades que tiene nuestro cliente ideal para no proporcionarle una solución, si no su solución.

Si aplicamos la innovación, estamos ofreciendo a nuestro público una solución diferente y, sobre todo, mejor que la anterior.

La concepción actual de la innovación sólo es aplicable cuando superadas estas barreras, el resultado final de invertir en calidad, diseños y procesos, sin abandonar nuestra esencia y misión de vida.

3 claves para dar rienda suelta a la innovación

Tu debes tener la capacidad de adaptarte a los cambios y captar las nuevas oportunidades.

Ser capaz de innovar permite conceptualizar nuevas ideas y ponerlas en práctica.

  • El factor sorpresa: Adquiere más protagonismo que nunca. Aferrarnos a nuestras raíces experimentales hará que aprendamos aquello que sí y no funciona. La innovación se trata de despertar la curiosidad de nuestra audiencia y captar su atención, añadiendo un factor de choque a nuestra estrategia. No se trata de olvidarnos de la esencia de nuestra marca pero sí de insertar una táctica sorprendente que dispare las tasas de engagement.
  • Desarrolla el sentido de pertenencia de tu audiencia: Conoce a tu público objetivo más allá de sus problemas y necesidades. Saber qué sienten, qué opinan, qué visión y perspectiva tienen ellos, fomenta el principio de empatía, poniéndote en su lugar y pensando: ¿cómo quiero que me sorprendan hoy? Para fomentar la comunidad y el sentido de pertenencia, interactúa con tus públicos a través de los diferentes canales en los que tu marca tiene presencia y también en la vida real. Si sienten que forman parte de algo más grande, su sentimiento de pertenencia aflorará.
  • Comienza a innovar de los fracasos: Una vez hemos experimentado y fracasado ya sabemos lo que no funciona. Cuando el rendimiento comienza a disminuir, no cambies de estrategia, de canal o el presupuesto, sino que optimiza lo que tienes frente a ti innovando dentro de tus posibilidades. En cualquier ámbito, tan importante es determinar estrategias exitosas como aquellas que no funcionan, ya que sólo así seremos capaces de mirarlas y analizarlas con otra perspectiva, trabajarlas y aplicar la creatividad y actividad para obtener un resultado innovador.

La innovación ha sido reconocida como una cualidad fundamental de las marcas de éxito. Lo importante es transformar el talento de las personas en dinero y valor para la sociedad. Y, por tanto, innovamos cuando llegamos al cliente.

Cuántas veces hemos visto proyectos que han fracasado o han llegado a buen puerto y la causa no es el dinero y la inversión, sino las personas.

Por tanto, el secreto de la innovación lo tienen las personas que son las que tienen el talento. Eso no quiere decir que no se necesite dinero, el dinero es importante, pero todavía es más importante la capacidad y motivación de las personas para lograr objetivos.

Somos nosotras con los conocimientos, habilidades y actitudes/motivaciones adecuadas para generar valor.

Si eres coach, mentora, infoproductora y vendes tus servicios en línea o quieres empezar a hacerlo, yo puedo ayudarte.

Estoy aquí para ayudarte, y juntas diseñar lo que necesitas para construir tu camino al éxito y a la abundancia. Si crees que puedo ayudarte, pincha en el botón de abajo

Te deseo mil bendiciones y que saques todo el provecho a estos días de confinamiento.

Marielys

Si quieres recibir esta información en PDF rellena este cuestionario y lo recibirás en tu email

Solo quedan unos días para aprovechar esta oportunidad única